miércoles, 21 de diciembre de 2011

CRISIS: EL TIEMPO ES ORO





El refrán es viejo, y como casi todos los refranes viejos, está sobradamente demostrado. Pero el orden de factores no altera el producto, así que el oro también es tiempo.



Tiempo que empleamos en ganarlo, claro. Y tiempo que compramos con él para dedicarnos a lo que realmente nos gusta. ¿Seguirías trabajando en lo mismo y en las mismas condiciones si tuvieras unos millones de euros en el banco? Probablemente te dedicarías a otras cosas más satisfactorias. El dinero compra cosas, pero también libertad para dedicar tu tiempo a lo que quieres. Y quizás ése sea el auténtico lujo.

En esta época de crisis económica global, se alzan muchas voces llamando a la frugalidad, al ahorro, a la contención. Pero gritan más las voces del mercado, del consumismo, del gasto superfluo, y no es fácil resistirlas. Vivimos en la sociedad en que vivimos, y eso implica ciertas normas. 

Aunque tal vez sean solo pautas generales, y caemos en la trampa una y otra vez: trabajar más para ganar más y gastar más en todo lo que ya no tendremos tiempo para disfrutar, porque estamos ocupados ganando dinero para comprarlo.

El salario mínimo interprofesional para el año 2011 en España está fijado en 21,38€ diarios, 641.40€ mensuales. La jornada a tiempo completo está regulada en un máximo de 40 horas semanales. Ya sabemos lo elástico que puede llegar a ser ese máximo, aunque bastantes convenios colectivos la fijan en 37,5 horas semanales.

Según el INE, en su Encuesta Anual de Estructura Salarial de 2009 (la última publicada hasta el momento), el salario medio en España es de 21.511,47€ (dos pagas extras incluidas).

Si partimos de la base de un trabajo estándar, de lunes a viernes, con un mes de vacaciones pagadas y una media de 12 festivos anuales, tenemos 230 días de trabajo efectivos por año, es decir, 1.840 horas anuales.

Por tanto, para este trabajo estándar con salario medio tenemos una retribución salarial de 11,69€ por hora de trabajo.

Nota: para el salario mínimo interprofesional, tendríamos una retribución salarial de 4,88€ por hora de trabajo.

Pero volvamos a nuestros cálculos. Tenemos 11,69€ por hora de trabajo, como ingreso bruto, pero eso no es exactamente así; de ese importe hay que descontar seguridad social y demás gastos comunes, IRPF, vestuario específico, las comidas fuera por causa del horario, el aparcamiento, el gasto de transporte, el gasto en guardería o niñera o asistenta, en su caso, y seguro que se me olvida alguna cosilla más. Y al cómputo de horas hay que añadirle las que no se cuentan pero existen: transporte, horas extras no cobradas, cursos no computables, etc. Y esto suponiendo que tu trabajo no implique menos sueldo o más horas, claro. Siendo muy optimistas, podemos dejarlo en 10€ por hora. En algunos casos será un poco más, en la mayoría un poco menos, pero para el cálculo estimativo nos sirve.

Y seguimos, que ya estamos llegando a un punto fundamental, que surge precisamente con estos cálculos, y que tal vez no te has planteado nunca: el coste real de las cosas.

No el coste en dinero, que eso es fácil de saber, sino el coste en horas de tu vida, las horas que tienes que trabajar para conseguir ese dinero.

Empezamos con el coche: un turismo pequeño, como un Opel Corsa, un Peugeot 207, un Ford Focus, lo podemos encontrar nuevo por entre 10.000 y 15.000 euros. Eso son entre 1.000 y 1.500 horas de trabajo. Si queremos algo un poco mejor, dentro de la gama media, nos ponemos en 25.000 ó 30.000 euros. La diferencia entre un coche y otro son 1.500 horas de trabajo efectivo.

Tendrás un coche un poco más grande, un poco más rápido, un poco más mono... pero te costará 1.500 horas más de tu vida. Estarás trabajando para comprar ese coche 8 horas diarias durante 187,5 días más que para el otro. ¿Te compensa?



Lo mismo pasa si evalúas las cosas pequeñas: esos zapatos rojos imitación pitón tan monos, tan trendy y tan baratos solo cuestan 50€, es decir, 5 horas de tu vida... ¿seguro que te los vas a poner con frecuencia suficiente como para amortizarlos?

No, no te estoy diciendo que te abstengas de comprar, ni que te limites a los zapatos de 20€. Pero sí que antes de sacar la cartera, te asegures de saber cuanto de tu tiempo vas a gastar, y si realmente vale la pena.

Hay muchas maneras de afrontar la crisis, y de añadir sensatez a nuestra política de gasto doméstico. El reciclaje es una de ellas, y se demuestra facilmente.

Ahora están de moda los muebles claros, en blanco o blanco roto. Añaden luminosidad, amplían visualmente el espacio, dan un aspecto limpio y ordenado, y además, ¡nos encantan! Pero claro, los muebles no son precisamente baratos.




Supongamos que tienes un mueble oscuro en el salón. Te tiene harta, se conserva bien, pero es tan oscuro, tan fúnebre, tan... pasado de moda. Serías mucho más feliz con un bonito mueble blanco, ligero, de líneas rectas.




Antes de lanzarte, calcula cuántas horas tuviste que trabajar para comprar el mueble que tienes, y cuántas te va a costar el nuevo. Una barbaridad, ¿no? 




Quizás tendrías que replanteártelo... ¿cuántas horas te llevaría pintar de blanco el mueble que ya tienes? el gasto en materiales (pintura acrílica, imprimación todo terreno, pincel, rodillo, lija), digamos 30€, súmalo también al recuento. ¿Qué te compensa más? ¿Comprar mueble o pintar el tuyo? 

Antes de gastar ese dinero que tantas horas de tu vida te cuesta ganar, piénsatelo bien.












Aviso legal: La imagen de billetes de euro es propiedad de Rage Against, de libre distribución y obtenida en Wikipedia; dicha imagen representa un billete emitido por el Banco Central Europeo (BCE). Este diseño se encuentra registrado por el BCE, quien permite su uso condicionalmente a las Decisiones BCE/2003/4 y BCE/2003/5 de 20 de marzo de 2003 y, "en anuncios publicitarios o ilustraciones, cuando no haya posibilidad de que se confundan con billetes auténticos". El resto de las fotografías es propiedad de Cluberas, y todos sus derechos están reservados, no pudiendo ser reproducidas por ningún medio sin permiso escrito de sus propietarios.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.

Otros reportajes que te pueden interesar:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...